lunes, agosto 21, 2006

Los dioses del metro


Una mañana en que el termómetro marcaba 0 grados de temperatura salí de casa con dos pedazos de madera chor one 1 metro x 1.50 que necesitaba para el colegio. Llegué envuelto en sudor y con los dedos medios retorcidos hacia los polos. Había que llevar los chor one para crear un mural artístico, en el cual se muestren señales entendibles al ojo de cualquier humano. Yo me ofrecí para traerlos en el metro porque la ferretería me queda a escasos pasos de la casa. Y en el trayecto estaba muerto, las placas pesaban demasiado y ocupaban mucho espacio. Tuve que tragar las constantes miradas de las personas que con enojo observaban mi espectáculo.
Combinaba para linea uno, donde todas las gentes se concentran en aglomaredos andenes, formando un denso líquido que se desplaza hacia los túneles oscuros, y que sustancialmente absorven las gigantes bocas. Me atreví, porque con mis chor one no cabía en los espacios del metro y desafiando toda lógica fui hacia el vagón oculto, donde una persona lo habita con invisibilidad, como los dioses en el firmamento y las estrellas de porcelana en sus carruseles violetas. Conversé con ella, pues era una mujer, le explique lo de las maderas y la dificultad de desplazarce con ellas en el metro. Aceptó sin trabas, como si no le importase nada, mostrando una indiferencia igual al polvo de los días tristes que se agita con flojera sobre el viento. Iba en la cabina del metro, en serio, estaba en el mecanismo que rige una inmensa bestia de metales celestes. Descubrí todo, la verdadera entretención que existe en ser chofer de esa aparatosa cosmología. En frente las luces chorreando por mi pupila húmeda, y luego, corriendo, un choque de energias que se deslizaban por un pasamanos ficticio. Una que otra constelación en orden decadente y el mundo que converge en un solo punto, como aquella esfera mágica. Son ecuaciones me dijo la diosa, (señorita del metro) son ecuaciones del plano las que vemos en el túnel, ves para allá, hay muchos flagelos que son parte de esa ecuación, y me mostro un cálculo que estaba fuera de mi alcance... Me comentó que las líneas que no se ocupan llevan directamente al infierno.
Cuando baje del metro me despedí de beso, agradeciéndole lo del chor one, pude transportarlo sin problemas por su grata dispocición. Lo que aprendí allí no se olvida, algún día les haré conocer el interior de una cabina del metro, verán que mis palabras no son ni las sombras de ese universo que está en los túneles.
Despué me compré papitas fritas, porque sabía que en el túnel había visto el futuro, luego, publicaré este texto en mi blog.

7 Comentarios:

Blogger Incógnito dijo...

Disculpen las faltas de ortografía

10:03 p.m.  
Blogger Voknahelio dijo...

(un jajajajaja entreparéntesis)
una parrafrase después de parrandear por la tarde y un saludo antes de escribir algo inspiradamente.
Muy bueno hombre, esos finales son características marcadas.

algún el chor one volverá a sus sitial :)

9:44 p.m.  
Blogger Voknahelio dijo...

me faltó la palabra día y pluralizar un sitial.

9:45 p.m.  
Blogger Incógnito dijo...

Sí, el chor one volverá a su sitial porque será eterno. Me emocioná mucho eso.
Buena la parranda, nos faltó haber jugado al pepito paga doble por el centro, con el compadre que nos amenazó y nos tiró la choreada a todos

Chau

9:03 p.m.  
Blogger Incógnito dijo...

Me acabo de enterar de algo trágico. Plutón, el planeta, sufrirá una exclusión del sistema solar por ser pequeñito, sí, tal como lo oyen, ha sido discriminado. La verdad es una pena.Plutón, grande por dentro.

(mi apoyo)

10:21 p.m.  
Blogger .::PaLoMa::. dijo...

Queee risaa!! lo peor es que yo siempre he tenido esa curiosidad por entrar a la cabina del metro...maldito!!! cuando tengas otro chor one te acompañaré!! jajaja, deseo verlo por mis propios ojos, pero la cobardía me inunda, y casi nunca ando con pedazos grandes de madera, eso sería un problema.
Si, pluton ya no es planeta..qué les pasó a estos astrónomos que hacen clasificaciones asi de arbitrarias??? desde chica me enseñaron que era planeta, eso no se va!! siempre lo sera para mi..

Besotes! excelente foto
.::PaLoMa::.

9:46 p.m.  
Blogger Juan (ITO) dijo...

Creo que todos hemos soñado con ingresar a esa cámara de gas... supongo que ese espacio es como para cada uno, si nadie más te está olorosando... yo me pregunto.. sergio siempre cuando se pone nervioso se tira unos gasesillos sutiles... esta vez ¿ocurrió alguna eventualidad de ese tipo?...


En fin, uno de mios sueños eróticos es realizar el acto sexual dentro de esa cabina.. verdad.. imagínate que justo me siente en la palanca de la velocidad y quedé se haga ese acto a toda velocidad... que loco...

Iré a comprarme un chor one

11:16 p.m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal